agosto 01, 2011

Garcia, Weir y cía.

Aunque los Dead sean uno de los clásicos ha tener en cuenta, cuando hablamos de rock and roll, son muchas las referencias de su catálogo en las que todavía no me he adentrado, sobre todo en las de la última época, al sentir un poco de reparo con lo que me voy a encontrar, teniendo en cuenta que, cuando piensas en adquirir un disco, tu deseo es encontrarte con un contenido que te satisfaga.

Aunque ya sabemos que para gustos no hay colores y que lo bueno es probar escuchando, tanto nuevos autores como viejas glorias y tanto viejas como nuevas referencias, siguiendo la intuición personal, las reviews de los álbumes en revistas especializadas o en Internet, lo mejor es muchas veces es escuchar la opinión personal de la gente a la que le gusta el buen rock and roll (cosa que hago con nuevos o viejos autores para mi aún desconocidos cuando buceo por la red y leo esos fantásticos blog que me ponen al día).

El Europe '72 fue el disco que me adentró en la música de García, Weir y compañía y el que me hizo enamorarme de ese sonido característico, mezcla de rock y country. Desde la edición en vinilo triple de mis comienzos, al digi-pack que adquirí bastantes años después, los temas que me han gustado son aquellos que contienen el primer y segundo vinilo o el primer cd, especialmente He's gone, One More Saturday Night, Jack Straw, I Know You Rider, Ramble On Rose, Sugar Magnolia y Tennesse Jed, aunque la versión extendida, que contiene el segundo cd, de Truckin' también sea una maravilla.

Bien se que Grateful Dead es una (o ha sido) de las jam bands por excelencia, que gustaba del directo y en consecuencia de la experimentación al que este conduce, y aunque la espontaneidad de la improvisación es agradable, en algunos álbumes o temas concretos se ha convertido para mi en un poco anodina.

Sin duda para mi, el álbum de los álbumes de los Dead es American Beauty, desde los primeros acordes de Box of Rain (mi tema preferido de García y cía.) hasta el último, Truckin', y al igual que su concepción ayudó a Jerry García a superar el dolor personal de la pérdida, su escucha me ha ayudado a superar duros momentos personales, pues en su evolución tema a tema convierte la añoranza en optimismo y ganas de vivir.

Otras experiencias de los Dead han sido menos, aunque nunca nada, satisfactorias. En mi discoteca tengo referencias, como The Closing of Winterland, que me cuesta escucharlas de una tirada. Workingman's Dead se que es uno de los álbumes más alabados por público y crítica, pero me acaba de llenar y sólo algún tema como Uncle John's Band o Cumberland Blues, son los que me hacen pincharlo de vez en cuando. De Aoxomoxoa me quedo exclusivamente con el tema que lo abre St. Stephen, otra de mis favoritas junto a Box.

Como digo, no hay nada como el boca a boca, así que espero sugerencias e impresiones que me ayuden a elegir, en mi propósito de seguir ampliando la senda, en mi catálogo, de los Dead.

2 comentarios :

Anónimo dijo...

¡Hola! La discografía de los Dead puede echar para atrás a muchos por lo amplia que es, pero con ganas, valenría, y poquito a poco se puede ir intentando y descubriendo cosas guapas de esta banda. En mi caso empecé -casi de casualidad- por el primer álbum con un sonido bastante por hacer pero con maravillas como "Viola Lee Blues", "Morning Dew" y "Good Morning Little School". Luego di un salto a American Beauty, a Live/Dead... y así hasta que Dios quiera:)
¡Saludos y a seguir así!

-Víctor Hugo de Du-dum-dum.

Aurelio Pérez dijo...

He tenido algunas veces entre las manos Terrapin Station, pero hasta ahora he reprimido las ganas... Será cuestión de echarle un poco de lo que tu dices.

Un saludo.

Quizás también te interese...

 

historias de rock & roll © 2010

Blogger Templates by Splashy Templates