diciembre 26, 2011

The White Album.

No se puede decir que los Beatles susciten en mi admiración a raudales, aunque ello no impide que les reconozca como una de las bandas responsables, junto a otros hitos de la cultura popular, como Elvis, de la puesta de largo del rock and roll. Quizás sea por el repelus que siempre me ha producido la 'mercadotecnica',  siendo los de Liverpool uno de sus productos más recurrentes. Me vienen a la memoria aquellos recopilatorios 'mareantes',  de todos sus éxitos que circulan por el universo con montones de nombres distintos, con el único objetivo de calar en las masas para hacer dinero fácil.

Hasta la fecha, después de treinta y tantos años de escuchar música, el único álbum 'auténtico' que habría escuchado es su primer 'The Beatles', pero el otro día ojeando cosas en una 'gran superficie' vi la nueva edición de 'The White Album' y, quizás, los remordimientos se apoderaron de mi y me decidí, eso sí por un exiguo precio, a hacerme con él, y bingo: se hizo la magia.
Nada que ver con refritos de éxitos y cosas parecidas, los Beatles en estado puro y yo diría que en su mejor época, aunque sea un poco aventurado decirlo, pues opiniones habrá para todos los gustos. 30 canciones, muchas de las cuales no había escuchado.

El disco uno abre con 'Back in the U.S.S.R' exhalando rock and roll por todos los poros al más clásico estilo americano, pero no son ni 'Ob-La-Di, Ob-la-da' ni 'Dear Providence' los que me ponen los pelos de punta, sino el fantástico tema de mi querido George Harrison que figura en séptima posición 'While my Guitar Gently Weeps'. Siempre he pensado que Harrison desempeñaba en la banda un papel secundario que no le correspondía, como demostró su eclosión creativa tras la ruptura del corset Beatle, con álbumes de fantástico cuño como 'All Things Must Pass'. Al tema en cuestión no le falta nada, incluso cuenta con la aportación guitarrística de su amigo 'Slowhand'. 'Blackbird' es una tema entrañablemente delicioso pese a su simpleza, que solo es superada por el sentimiento que Lennon pone cantando a su madre 'Julia'.
El disco dos quizás sea más dinámico que el primero, desde 'Birthday' pasando por 'Yer Blues' hasta llegar a 'Everybody's Got Something to Hide Except Me and My Monkey', que hace un guiño a sus coetáneos y 'mediáticos ribales' The Rolling Stones. El desquiciado 'Helter Skelter' quizás sea el corte más potente, aunque de esta segunda pieza, el que hace mis delicias es sin duda 'Revolutión I' que abre con un riff bluesero genial.

En fin un doble que no había catado, pero que me ha dejado bueníssssimo sabor de boca. Buena pieza para regalar los oídos en estas fiestas y, también, para regalar al 'cuñao' que te marea tanto la cabeza cuando te subes en su coche y te pincha lo último de Michael Bolton; aunque seguro este álbum da más juego en las manos de un rockero un poco curtido.

7 comentarios :

paulamule dijo...

Qué se puede decir de este disco que no se haya dicho ya.
Entiendo lo que dices respecto a mercadotecnia de la banda. Hay mucha gente en tu misma situación y a veces se pierde uno auténticas obras maestras como esta.
Salud.

Addison de Witt dijo...

Si la verdad es que es muy comprensible lo que dices del mercadeo que hay en torno a los recopilatorios de esta banda, cansa y bastante ademas.

Pero hicieron un ramillete de discos excepcionales, este en concreto es hoy por hoy mi favorito junto a Rubber Soul y Revolver.

Saludos.

luther blues dijo...

He llegado al mundo beatle quizas demasiado tarde para mi gusto ,los esquive bastante tiempo por culpa de una inculcada enseñanza stoniana
El primer disco que me compre fue "Revolver" y despues este del que hablas ,quedandome embelezado track por track ,tirando por la borda todos esos prejuicios que un idiota como yo podia tener .
Un abrazo y buena semana

ROCKLAND dijo...

Este disco está por encima de etiquetas, estilos, etc...Aquí hay de todo y de una calidad infinita.
Mi favorito de Fab four con Abbey Road, Revolver o Rubber Soul.
Además, la múisca de The Beatles gana con el paso del tiempo y te das cuenta el enorme talento que reunian estos genios.

Saludos.

Aurelio Pérez dijo...

Veo que hay coincidencias en Rubber Soul y Revolver. Voy a echarles un vistazo.

Gracias a los cuatro por leer y opinar.

Saludos.

TSI-NA-PAH dijo...

Blanco imaculado!Enorme ,aunque mis favoritos son Rubber Soul y Abbey Road!
un saludo

Jordi del Rio dijo...

A mi, mis favoritos son el blanco y "Abbey Road", pero todo lo que hicieron los de Liverpool vale la pena. Poca hay que añadir a estas alturas.
Aurelio, te linko tu blog en el mío.
Un placer leerte y gracias por todos tus comentarios
Saludos y buen 2012

Quizás también te interese...

 

historias de rock & roll © 2010

Blogger Templates by Splashy Templates