noviembre 06, 2011

The Brew. Porta Caeli. Valladolid.


La noche se aventuraba fresquita en las inmediaciones del Pisuerga, unos ocho o diez grados del fresquito castellano propio de la época, pero las previsiones de entrar en calor unos instantes después eran altas. Y vaya si se cumplieron. Ante un público entregado desde el primer acorde (cerca de doscientas personas), The Brew se presentaron en Valladolid, dentro de la gira de promoción de su último álbum ‘The Third Floor’ que estos días tiene lugar por ende la ‘piel de toro’.

Ya casi no recordaba lo que es ver un concierto con buena calidad de sonido, después de mis últimas experiencias entre cuatro paredes, como de lo que supone disfrutar de más de dos horas de directo. La entrega del público no fue gratuita en absoluto, pues Jason Barwick (guitarra y voz), Tim Smith (bajo y voz) y Kurtis Smith (percusión) se entregaron al completo para hacernos disfrutar de una noche de buen rock and roll. La complicidad entre ellos se evidenció en todo momento, disfrutando del show tanto como quienes lo hacíamos bajo las tablas.


El repertorio estuvo integrado por temas fundamentalmente de su último álbum, enlazadas con otros del anterior, A Million Dead Stars. ‘Sirens of War’ y ‘Six Dead’ abrieron en el mismo orden que lo hacen en el último estudio, seguidas de ‘Every Gig Has a Neighbour’ que, como un resorte, terminó de caldear el ambiente y despertar al aforo, si es que todavía quedaba alguien dormido.

‘Imogen Molly’ y ‘Master of The Puppeter’ marcaron los primeros compases de improvisación, hasta que deliciosa ‘Kan’ vino a poner calma en el ambiente. Barwick dio muestras evidentes de sus cualidades como guitarrista y nos deleitó con su exhibición, acariciando su Les Paul con el arco en ‘A Smile to Lift the Doubt’. Kurtis Smith tuvo sus diez minutos de protagonismo con el solo de batería de ‘Let it Back’, en el que regaló sus baquetas al ‘respetable’ y aporreó las percusiones con las manos.


En definitiva, un buen concierto en el que nada faltó ni sobro, dónde The Brew me ha demostrado una vez más, que se mueve dentro del mundo del rock and roll con profesionalidad, soltura y ganas de hacer disfrutar a los demás, y que poquito a poco van ocupando el lugar que les pertenece dentro, con un sonido característico, que sigue haciendo guiños a los clásicos del rock and roll.

3 comentarios :

paulamule dijo...

A mí me sorprendieron gratamente cuando los vi hace un par de años por primera vez y me alegro de que sigan estando en tan buena forma, sin embargo, esta vez no repetiré.
Salud.

Aurelio Pérez dijo...

Les vi por primera vez el año pasado, cuando pasaron por aquí para presentar 'A Million Dead Stars' y me fascinaron. Desde luego que, comparando el concierto del año pasado, con el del sábado, la progresión en directo es espectacular, ni un instante para el aburrimiento. Desde luego que sudaron la camiseta y nos la hicieron sudar a los demás.

Gracias por leer y opinar.

Saludos.

Anónimo dijo...

Soy el tio de a camiseta de los Stones de la segunda foto, unos amigos y yo vinimos desde madrid a verles, dormimos en la callea 3 grados, pero mereció la pena

Quizás también te interese...

 

historias de rock & roll © 2010

Blogger Templates by Splashy Templates